miércoles, 13 de febrero de 2019

Jurassic Park, cuando los dinosaurios invadieron la Sega Master System


Jurassic Park, cuando los dinosaurios invadieron la Sega Master System
Hoy en día más de un joven se sorprende con las monstruosas recaudaciones de Jurassic World. Sin embargo, como todo, tuvo un comienzo, y este vio la luz en 1993 con no menos éxito en su día. Tanto es así que los dinosaurios creados por Steven Spielberg vieron la luz en los 8 bits de Sega Master System con bastante éxito.

Por lo general, toda película de éxito de finales de los 80 y comienzos de los 90 veían la luz en las videoconsolas de 8 y 16 bits. Junto a Terminator, Robocop, Predator, Drácula o Batman, pudimos disfrutar en nuestras videoconsolas domésticas de los dinosaurios de Jurassic Park.
Era norma que estos juegos directamente adaptados de la película de éxito del momento no fueran muy allá. Sin embargo, Jurassic Park marcó un hito importante, ya que el juego para 8 bits de Sega Master System, aunque parezca lo contrario, fue bastante bueno para su época.

Jurassic Park, dinosaurios de calidad en Sega Master System

Lo cierto es que, en los 8 bits de Sega Master System, siguiendo el genuino toque del clásico Castlevania, que pudimos ver en esta consola en ejemplares como Master of Darkness o Bram Stoker’s Dracula, pudimos disfrutar de un buen juego.
Para jugarlo, nos ponemos en la piel del doctor Alan Grant, interpretado por Sam Neill en la película homónima de Steven Spielberg. Siguiendo las andanzas de este doctor por el parque jurásico, avanzaremos por cinco fases que comienzan con un coche en el que hemos de defender al prota de los ataques de los dinosaurios para pasar a pantallas que mezclan plataformas y acción coleccionando vidas y armas para matar a todo dinosaurio viviente así, a lo loco, sin reparar en gastos.
A lo largo de la aventura, observamos una curva de dificultad ajustada, pero no demasiado fácil, y una mecánica sencilla, pero muy adictiva. A ello se suma una buena jugabilidad, un manejo simple del pad, unos sorprendentemente buenos gráficos pese a lo pequeño que es el sprite del protagonista, y un sonido jurásico que raya a buen nivel.
Si quieres echar un buen rato, es cierto que en un par de horas te habrás acabado el juego. Aquí puedes ver a Ravenlord de World of Longplays haciéndolo en algo más de media hora. Pero ten por seguro que habrá merecido la pena.
  • Gráficos: 8/10
  • Sonido: 7/10
  • Jugabilidad: 7/10
  • Diversión: 7/10
  • Nota propia: 7/10
  • Total: 7,2/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario